Llegó el gran día. Apple liberará la actualización 8.4 de iOS a las 17:00 horas peninsulares y con ésta abrirá su puertas Apple Music, ambiciosa plataforma de música por streaming con la que Tim Cook pretende imponerse a la todopoderosa Spotify.

¿Qué ofrece exactamente Apple Music frente a su competencia? Surge de la tienda de música digital por antonomasia, iTunes Store, con más de 37 millones de canciones a disposición del usuario. Recicla al tiempo la propuesta de Ping, suerte de red social clausurada dos años después de su lanzamiento, donde artistas y seguidores tomaban contacto. 

La plataforma se integra en la aplicación Música de nuestro reproductor, smartphone, tableta electrónica e incluso reloj inteligente. También resulta accesible desde cualquier PC o Mac a través de iTunes (desde Apple TV o dispositivos Android a partir del próximo otoño). En cualquier caso apreciamos cinco apartados, comenzando por un revolucionario sistema de recomendaciones ("Para ti") que tiene en cuenta nuestros gustos musicales en base a los temas marcados como favoritos o la mera reproducción. Revolucionario porque no se basa exclusivamente en algoritmos, también en el criterio de expertos músciales: "Dinos el tipo de música y los grupos que te tienen enganchado y nuestros expertos te enviarán sus sugerencias. Son de esos locos de la música que no se pierden ni un concierto para traerte joyas imprescindibles. También crean listas de reproducción que parecen hechas por alguien que te conoce de toda la vida".

La sección "Mi Música" respeta tu biblioteca actual por listas, artistas, canciones, álbumes, géneros, recopilaciones, compositores o vídeos, aunque con la posibilidad de almacenar y escuchar offline cualquier canción presente en el catálogo de Apple Music. 

"Novedades" nos descubre las últimas incorporaciones en base a las pereferencias de géneros y artistas especificadas. También podemos consultar las listas de canciones, álbumes y vídeos (en alta definición) más populares entre los usuarios.

"Connect" es ese reintento al que aludíamos, llamado a potenciar el carácter social de Apple Music. Los artistas tienen el papel protagonista en esta ocasión, pues nos limitamos a 'gustar' o comentar sus publicaciones: "Esa foto improvisada en el backstage, apuntes para la letra de un nuevo tema o la primera versión de un videoclip. Los músicos tienen vía libre para enseñarte todo lo que les apetezca sin cortarse". Cada cantante o compositor cuenta aquí con su propio perfil a seguir, incluyéndose biografia y discografía (desde la que añadir canciones a nuestra biblioteca).

"Radio" es otro pilar indiscutible, finalmente. Los de Cupertino quieren imponerse en las ondas digitales con Beats1, estación de radio comandada por Zane Lowe entre otros DJ de prestigio. Oyentes de más de 100 países disfrutarán con las mejores mezclas y entrevistas exclusivas, radiadas desde los estudios de Apple en Los Ángeles, Londres y Nueva York. Nuestra suscripción también ofrece acceso a una importante carta de emisoras temáticas: "Aquí y ahora, Generación X, Zona de baile, Pop hits, Zona urbana, Pop español, Blues, Electrónica, Hip Hop, Himnos quemacalorías…".

Otros extras de Apple de Music son su integración con Facebook, Twitter, iMessage e incluso Siri, que hará las veces de pinchadiscos ante comandos de voz como "reproduce más canciones como ésta" o "añade lo último de Blur a mi biblioteca". ¿Cuánto hemos de apoquinar? La cuota mensual es similar a la de la competencia (9,99 dólares), aunque resulta más ventajosa en el plano familiar.

Frotalezas y debilidades frente a Spotify

Deezer, Rdio, Tidal… muchos han intentado hacer frente al gigante sueco. Apple Music resulta una opción harto atractiva para quienes hayan caído en las redes del ecosistema. Gestionar nuestra biblioteca musical sin importar el dispositivo de la manzana que tengamos entre manos convence frente a las divergencias de Spotify. La experiencia de usuario varía sustancialmente entre la versiones para escritorio y dispositivos móviles. También es cierto que Spotify tiene presencia en bastiones ajenos a los de Cupertino como Windows Phone, BlackBerry, Linux, navegadores web, smart tvs, set-top-boxes e incluso PlayStation 4.

Spotify permite a dos usuarios compartir una suscripción por 14,99 euros mensuales, Apple Music mantiene la cuantía pero amplía a seis el número de beneficiarios. También tendrá empuje el periodo gratuito entre los meses de julio y septiembre, así como la firma de exclusividades en términos de singles o álbumes: "Freedom" de Pharrel William, "The Chronic" de Dr. Dre., "1989" de Taylor Swift… Florence and the Machine suena también en las últimas horas.

Respecto al número de canciones disponibles, Spotify presume de 30 millones de canciones. Apple habla de 37 millones de temas disponibles en cuestión de meses, aunque convendrá escudriñar el repertorio para detectar ausencias significativas. Tampoco está muy claro qué plataforma ofrecerá mayor calidad de sonido en la práctica. Cierto que los 256 kbps de Apple Music quedan por debajo de los 320 kbps de Spotify, pero el sistema de compresión AAC utilizado en el primer caso consigue resultados meritorios con un bitrate inferior.

iTunes Match es otra diferencia reseñable. Aunque Apple habla de Music y Match como "servicios independientes", algunos directivos han aclarado que la plataforma también habilita en la nube todas nuestras canciones (aún cuando no estén disponibles en iTunes). Actualmente, Match supone un desembolso de 24,99 euros anuales para un límite de 25.000 temas (se ampliará a 100.000 en breve).

Apple Music sí que partirá 'socialmente' en desventaja frente a un Spotify aliado con Facebook. Compartir enlaces de forma puntual o seguir a nuestros artistas favoritos se antoja insuficiente, especialmente si estos últimos no le cogen el gusto a Connect. Otras dudas son hasta qué punto supondrá Beats1 una caractetística determinante y si los expertos musicales de Apple se impondrán a las aplaudidas listas de reproducción de Spotify.

Habrán de pasar unos meses para comparar con todas las de la ley. Por el momento ya hay quien recomienda a la directiva sueca insistir en la financiación publicitaria, anzuelo que les ha permitido superar la barrera de los 75 millones de usuarios en todo el mundo.

Sobre El Autor

Redactor Jefe

Licenciado en periodismo por la Universidad de Málaga, siempre con el propósito de especializarse en ocio electrónico y nuevas tecnologías. Actualmente reside en Madrid, donde ejerce como Jefe de Redacción para esta revista. En su década de experiencia ha prestado servicio a grupos de referencia como Axel Springer (Hobby Consolas), Dixi Media (La Información), Gamereactor (división española) o Hipertextual (Ecetia, AppleWeblog y ALT1040).

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.