Así, desde que este pasado martes se pusiera a la venta en todo el territorio Estadounidense y Canada, el Playbook de RIM se ha quedado prácticamente sin vender en las estanterías de las tiendas de los citados países, que únicamente contaban con unas cinco unidades por tienda.

Al tratar de comprender esta aparente debacle, el analista de BGC Partner Colin Gillis, afirmaba que “el PlayBook es un dispositivo elegante pero defectuoso, y no ofrece aún un servicio seguro de correo electrónico, que es marca de la casa”.

RIM comenzó fuerte la campaña de su tablet ofreciéndolo a un precio parecido al del iPad de Apple. No obstante, las cosas comenzaron a torcerse cuando RIM aseguró que es necesario utilizar una Blackberry para poder acceder a los correos electrónicos, en lo que RIM ha venido a denominar como el ecosistema Blackberry. Esto, como es lógico, lastra la experiencia de usar el Playbook como único dispositivo.

No obstante, y según los analistas, RIM debería seguir con su estrategia de mercado, a pesar de este comienzo tan flojo. Y eso, a pesar de que se espera que RIM venda 3 millones de tablets en el mismo tiempo en el que Apple vendió casi 15 millones de iPad 2.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.