Microsoft ha confirmado que dejará de fabricar el reproductor de música y vídeo Zune y que centrará su estrategia móvil de contenidos en el dispositivo Windows Phone, tal y como se rumoreaba desde el pasado mes de marzo.

La compañía tecnológica indica en la página web oficial de Zune que el reproductor seguirá funcionando con sus servicios asociados y que se seguirá respondiendo a las garantías tanto de los dispositivos ya adquiridos como de los últimos que se comercialicen, aunque no se fabricará más.

Detrás del adiós del dispositivo de Microsoft se encuentran unas ventas inferiores a lo previsto y la intención de la compañía de concentrar sus energías en el fortalecimiento de su plataforma de telefonía móvil inteligente, donde su cuota de mercado es inferior a la del iPhone y a la de la familia de “smartphones” con Android de Google.

En 2010 el 77 por ciento de los reproductores musicales portátiles vendidos en EEUU fueron iPods mientras que Zune no consiguió entrar entre los 5 más vendidos, según datos de NPD Group.

La marca Zune seguirá existiendo para agrupar la oferta de contenidos digitales de entretenimiento de Microsoft.

Sobre El Autor

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.