“…pero los que sueñan con los ojos
abiertos son más peligrosos, porque pueden representar sus sueños
despiertos para hacerlos realidad”. Con esta frase de T.E.
Lawrence, el conocido como Lawrence de Arabia, se inicia y se
ambienta la tercera entrega de las aventuras de Nathan Drake. En esta
ocasión, como explicaron los responsables de Naughty Dog que
dirigieron la presentación que tuvo lugar esta semana en la
showroom de Sony en Madrid.

El objetivo de Drake en Uncharted 3 es
buscar la llamada “Atlántida de las Arenas”, el mito (que se
repite en diversas culturas y lugares del mundo) de una ciudad de
gran riqueza, devorada en el desierto por el viento, las dunas y los
siglos. En este caso concreto se trata de Ubar, también Iram de los
Mil Pilares; un emplazamiento aún perdido que no sólo ha traído de
cabeza a innumerables arqueólogos, sino a escritores y artistas de
todo tipo. La leyenda cuenta que Ubar era extraordinariamente rica y
próspera, pero fue destruida por Dios por su arrogancia. En su busca
Drake cambiará sus habituales selvas y montañas por la inmensidad
del desierto…

El argumento está, pues, anclado en
este viejo mito de exploradores y aventureros. Lawrence de Arabia
dijo en alguna ocasión que si hubiera vuelto a Oriente Medio habría
sido para buscar Ubar. Nada menos que Francis Drake pasó también
por allí, en una ruta que normalmente llevaba 5 días atravesar… y
que a él le tomó 6 meses. A esto hay que sumarle unos nuevos
villanos (“porque a los anteriores los hemos matado a todos”,
explicaron entre bromas los responsables de Naughty Dog): Katherine
Marlowe y Talbot, miembros de una sociedad secreta que data de
tiempos de la Reina Isabel; un tipo de villano insidioso e
inteligente, que maneja los eventos desde las bambalinas como un
auténtico titiritero.Ya tenemos los ingredientes de misterio y
leyenda para construir la historia de Uncharted 3.

El tema principal que persiguieron sus
creadores para desarrollar los personajes fue explorar la relación
entre Drake y Sullivan. Ésta resulta especialmente interesante
porque Sulli no sólo es un amigo y mentor, una especie de hermano
mayor, sino que es un espejo en el que Drake no puede evitar mirarse:
¿se convertirá Nathan en alguien como Sulli cuando envejezca? Y lo
que es más, ¿quiere realmente ser como él cuando pasen 30 años?
Sullivan representa un papel de salvador y corruptor al mismo tiempo.
Esta relación entre ambos, que Naughty Dog califica de
bromance, un juego de palabras intraducible entre
“bro” (colega, hermano) y “romance”, sirve de hilo conductor
a una aventura cuyo tema a nivel personal es la búsqueda de la
identidad, vinculada al anillo de Drake que Nathan lleva en el cuello
ya desde la primera entrega.

En cuanto al cambio tecnológico,
Naughty Dog se ha empeñado (y a la vista de lo que hemos probado,
con éxito absoluto) en actualizar el motor gráfico y volverlo aún
más potente. En la entrevista que nos concedió Arne
Meyer
, explicó este trabajo tecnológico como un ejercicio
de malabares: “siempre puedes hacerlo un poco más rápido”. Lo
cierto es que el aspecto visual de Uncharted 3 es difícilmente
mejorable, con un aspecto cinematográfico realmente espectacular. Su
gran desafío en esta ocasión era reflejar con realismo la arena,
que no sólo es difícil en cuanto al aspecto visual sino en cuanto a
la física de su comportamiento (a casi todos los efectos, la arena
de un desierto se comporta como un tipo de fluido; la mecánica de
fluidos es extremadamente compleja). Esto sin olvidar el cuidado a la
hora de representar el agua, ya típico en Uncharted.

Las mecánicas de juego también han
dado un paso adelante: el combate cuerpo a cuerpo se ha vuelto más
complejo, con mayor variedad de movimientos y animaciones. Con
brevísimos y rápidos Quick Time Events (extremadamente bien
integrados) podremos ver a Drake esquivar y bloquear golpes, dar
patadas bajas, placar o realizar llaves sobre un enemigo y hasta
agarrar un AK-47 por el cañón para zurrar al “malo” de turno
con la culata. Las animaciones, tanto en el movimiento y típicas
acrobacias para trepar de Drake como en combate y escenas
cinemáticas, resultan extraordinariamente naturales y bien
complementadas: al haber realizado la captura de movimiento con los
actores representando las escenas en grupo, no parecen modelos
individuales que “golpean” al aire y reaccionan con una animación
elegida al azar, sino una coreografía cinematográfica al estilo de
las mejores películas de aventuras. Esto se complementa con un
arsenal de armas aumentado, por lo que las escenas de combate de
Uncharted 3 serán aún más trepidantes que en sus anteriores
entregas.

Naughty Dog ha buscado, además,
aumentar la rejugabilidad de este título “premiando” al jugador
que le dedique más tiempo: el nuevo sistema de tesoros es un buen
ejemplo de ello. Además de los tesoros escondidos podremos encontrar
más en los enemigos caídos, pero lo más interesante es que hay
tesoros que forman un conjunto: al conseguirlos todos, se desbloquean
partes del mapa, emblemas, objetos, armas nuevas… En ese sentido se
han añadido las “armas de héroe”: armas únicas que son
específicas de algún personaje en concreto.

Pero si hay un aspecto en el que
Uncharted 3 significa una evolución en la franquicia es, realmente,
el de multijugador; un modo al que han dedicado especial atención al
incluir no sólo nuevos modos, sino multitud de pequeñas opciones y
posibilidades que le aportan profundidad más allá de cumplir con el
(aparentemente imprescindible) requisito de los juegos de hoy de
incluir, sea como sea, un modo multijugador. Contamos en este caso
con nuevos modos competitivos: un deathmatch de
tres equipos (2 vs 2 vs 2); un todos contra todos; una competición
de objetivos por equipos; y un modo hardcore con un estilo de juego
más purista, en el que no se incluyen ninguno de los añadidos que
iremos comentando ahora. Para hacer más emocionante la competición,
han añadido dos opciones interesantes: una es la “prórroga”,
con lo que si los dos equipos llegan muy cercanos en puntuación al
final del tiempo determinado, éste se alargará un minuto más (si
aún así no hay desempate, iríamos a una emocionante muerte
súbita); la otra es la de power play, para
nivelar la partida si se descompensa mucho la puntuación. Se trata
de un minijuego que salta automáticamente y permite recortar
diferencias… o aumentarlas, si el equipo que va en cabeza resulta
ser más hábil y no sólo haber tenido una buena racha.

El modo cooperativo también incluye
nuevas opciones, como el Modo Cazador, en el que unos jugadores
ejercen de “bueno” o “villano” y deben cazar al contrario por
todo un nivel. Además se ofrecen nuevas aventuras cooperativas (que,
por cierto, permiten jugar como villano y no sólo como el bueno de
la historia): niveles específicamente creados para cooperativo,
vinculados entre sí por su propia historia, y con unos 20 minutos de
duración cada uno. A esto hay que añadirle la posibilidad de jugar
en la clásica pantalla partida.

Uncharted 3 implementa algunas ideas
interesantes para hacer más entretenido el juego multijugador: entre
las que nos explicaron, destacamos el Buddy System
(literalmente sería “Sistema de colegas”; no sabemos cuál será
la traducción final). Gracias a este sistema podemos vincularnos con
un jugador concreto dentro de una partida multi, con lo que podremos
saber en todo momento dónde está, y si caemos en combate
reapareceremos junto a él. Además podremos modificar a nuestro
gusto el aspecto, las ropas y hasta un emblema propio para el
personaje que elijamos para jugar, sea bueno o villano; también las
armas podrán ser modificables.

Aparte de esta personalización,
podremos gastar el dinero que ganemos en el modo multi para comprar
boosters: mejoras temporales que nos darán un
punto extra de ventaja en una patida. Y durante el juego ganaremos
medallas por realizar con éxito diversos logros; medallas que luego
podremos gastar en boosters… Si a todo esto le
añadimos unas interesantes opciones sociales al integrar Facebook
para buscar amigos que estén jugando Uncharted 3, y un modo cine
mejorado (con opciones para marcar eventos en un vídeo, recortar y
escoger un clip, tomar capturas de pantalla…) que nos permite subir
nuestras hazañas directamente al canal de Youtube de Uncharted 3,
tendremos una experiencia multijugador bastante completa, sobre todo
para tratarse de un juego que aparentemente está más volcado al
modo single.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.